Arquitectura DevOps de CARICorp utilizando contenedores y Azure DevOps

Vamos a empezar con definir que son los contenedores, estos son básicamente un mecanismo de empaquetado lógico en el que una aplicación puede extraerse del entorno en que realmente se ejecuta.

Esto facilita el despliegue de las aplicaciones basadas en ellos no importando que el entorno sea un centro de datos privado, la nube pública o el portátil personal de un desarrollador.

Utilizar contenedores permite que los desarrolladores se enfoquen la lógica y las dependencias de su aplicación mientras que los equipos de operaciones se enfocan en el despliegue y la administración, mientras no se tienen que preocuparse de detalles como versiones de software o configuraciones.

Piensa en los contenedores como si fueran máquinas virtuales, en palabras sencillas un entorno virtual es un sistema operativo invitado que se ejecuta encima de un sistema operativo anfitrión.

De esta misma forma las máquinas virtuales, los contenedores permiten empaquetar la aplicación con bibliotecas y otras dependencias, de modo que se proporcionan entornos aislados para ejecutar tus servicios de software.

¿Cuáles son las ventajas de los contenedores?

Utilizando el principio de virtualización los contenedores ofrecen una solución mucho más ligera y eficiente, ya que en lugar de virtualizar la pila de hardware como se hace con las máquinas virtuales, los contenedores se virtualizan en el mismo nivel del sistema operativo y se utilizan varios contenedores en ejecución encima del kernel del sistema operativo directamente.

Los contenedores al compartir el kernel de sistema operativo, se inician mucho más rápido y utilizan una fracción de la memoria que utiliza el inicio de un sistema operativo completo.

Existen muchos formatos de contenedores en la actualidad, en Cari.net utilizamos Docker por qué es una compañía líder en el campo de los contenedores las principales ventajas que ofrecen los contenedores son:

1 Entorno coherente

Los desarrolladores pueden crear entornos aislados de otras aplicaciones con dependencias de software que la aplicación necesite, así como versiones específicas de un lenguaje de programación y otras bibliotecas de software.

Esto permite garantizar la coherencia de todo esto con independencia de dónde se despliegue finalmente la aplicación.

Los desarrolladores y los equipos de operaciones tienen que invertir menos tiempo a la depuración y al diagnóstico de posibles errores en los diferentes entornos, ya que las pruebas realizadas durante la fase de desarrollo aseguran su funcionalidad en la fase de producción.

2 Ejecución en cualquier lugar

Los contenedores pueden ejecutarse prácticamente en cualquier entorno, facilitando enormemente el desarrollo y el despliegue: en sistemas operativos Linux, Windows y Mac, en máquinas virtuales o equipos dedicados, en un entorno local de desarrollo y por supuesto, en la nube pública.

El formato de imágenes de Docker para los contenedores ayuda aún más con la portabilidad. Donde quieras ejecutar el software, podrás usar contenedores.

3 Aislamiento

Los contenedores virtualizan CPU, memoria, y los recursos de red en el mismo nivel del sistema operativo, esto le permite a los desarrolladores una zona de pruebas del sistema operativo aislada de forma lógica de las demás aplicaciones.

Arquitectura DevOPs de CARICorp

Los contenedores facilitan la creación e implementación continua de sus aplicaciones, en definitiva, esto se traduce en productividad.

Al organizar la implementación de esos contenedores con Kubernetes administrados por Rancher y alojados por CARI.net, puedes lograr grupos de contenedores replicables y manejables que permiten configurar una compilación continua para reproducir las imágenes y los contenedores, todo esto mientras Azure DevOps aumenta la velocidad y la confiabilidad de su implementación.

shares